Tarma: Cuna de una devoción inquebrantable Destacado

La invitación a un press tour con un itinerario bastante recargado llama mi atención, es nada menos a la sierra y selva central. El sólo hecho de imaginar la travesía, hizo que la adrenalina fluya natural como en cada viaje. Nueve de la noche, todos los convocados nos reunimos en el terminal de móvil Tour en Javier Prado.

Nuestra primera parada. Tarma, el valle de las flores y hortalizas. El doctor Moisés Tacuri, alcalde de la ciudad nos recibe con un rico desayuno en la casa de la Intendencia. Luego, enrumbamos hacía la Gruta de Huagapo, ubicado a 3.500 msnm en el distrito de Palcamayo, en las faldas del cerro Racasmarca.

Cuenta la leyenda que cuando los Incas estaban por llegar al valle de los Tarumas, estos se organizaron y, mujeres, niños y ancianos que no podían pelear por sus tierras se escondieron en la gruta de Huagapo, al ver que sus seres queridos no regresaron, su llanto fue tal, que el Apu se apiado de ellos y los convirtió en roca, también se dice que el mismo Apu lloró tanto, que sus lagrimas formaron el riachuelo que hoy riega los campos de hortalizas de Palcamayo.

Huagapo proviene de dos palabras quechuas: “Huaga y Apu”, la primera significa “lagrimas” y la segunda, “espíritu de la montaña”; entonces se le llama: “lagrimas de la montaña” o “el cerro que llora”. Son muchas las expediciones realizadas hasta el momento, y sólo han llegado a los 2800 metros de profundidad, al parecer aún hay mucho por explorar. El ingreso a ésta gruta es con guía y se les puede encontrar a la entrada del mismo, el costo por persona es de 10 a 20 soles según los metros de profundidad a entrar.

Al pie de la cascada de Huagapo nos esperaba un grupo de agricultores encabezados por Oscar Cajahuanca Benavides, presidente de la asociación de hortalizas de Palcamayo. Ellos nos ofrecieron un rico plato de trucha frita con los frutos de su tierra. Están muy entusiasmados con nuestra visita, pues eso representa una ventana hacía el mundo. Somos en estos momentos los embajadores de sus riquezas y portavoces de una feria que se llevará acabo en el Campo de Marte de Lima.

Desde el 30 de mayo al 2 de junio se realizará el VIII Expotur Sierra y Selva Central 2019. Las regiones Junín y Pasco se han unido para dar a conocer las bondades turísticas, gastronómicas y artesanales que posee cada uno. Así traerán la ensalada de frutas y hortalizas más grande del mundo, la cual están seguros que romperá el Record Guinnes.

El viaje tenía que continuar. Así llegamos al centro poblado de Muruhuay distrito de Acobamba, donde se celebra la fiesta patronal más prolongada que empieza del primero de mayo al 15 de junio.

Según los relatos sobre el origen del señor de Muruhuay, que data del siglo XVIII a finales del virreinato, surgió en la región, una epidemia de viruela, por lo que la población aisló a los enfermos en las faldas del cerro Shalacoto y en la quebrada Tranca para evitar la propagación de la enfermedad. Sin explicación alguna los enfermos se fueron curando con las aguas del manantial, y al quebrantar las rocas descubrieron la imagen de Cristo Crucificado dibujada en piedra de cuyas heridas manaba agua y sangre.

Se dice además que éste era un lugar sagrado para los Taruma, que con la aparición de ésta imagen recuperó su condición, ahora como parte del culto cristiano. Es así, que la fiesta combina rituales católicos con las costumbres andinas.

El santuario se instaló en 1827 para rendirle culto a la imagen, su fecha central es el 3 de mayo y se prolonga por todo ese mes. En 1972 se construyó una nueva capilla y en el 2017 su festividad fue declarada Patrimonio Cultural de la Nación. El culto es conocido en todo el Perú e incluso en el extranjero.

La palabra Muruhuay significa casa de varios colores. Viene de dos vocablos quechuas "muru” que quiere decir "varios colores" y "huay o huasi” quiere decir casa .

En ésta oportunidad sólo pudimos conocer dos de las riquezas turísticas que tiene Tarma. Dicen que la fe mueve montañas, así que nos entregamos a ella para volver y seguir recorriendo los otros lugares que se quedaron pendiente como son: Tarmatambo, la Campiña de Sacsamarca, la Cueva de las lechuzas y por supuesto San Pedro de Cajas. Hasta pronto Tarma.

DATOS

Fotos y texto: Elizabeth Gonzales
INFOTUR PERÚ

Valora este artículo
(0 votos)
© 2017 Infotur Perú. Todos los Derechos Reservados por GLOBALTEX PUBLICIDAD SAC

Solución web por Pumahostweb