Imprimir esta página

La aerolínea JetSmart ve oportunidades en América Latina ante crisis de covid Destacado

La aerolínea de ultra bajo costo JetSmart Airlines está acelerando los planes para expandirse en América del Sur, a medida que las aerolíneas más grandes de la región ceden terreno luego de ser forzadas a la bancarrota por el colapso de los viajes ante el covid-19.

Propiedad de la firma de capital privado Indigo Partners LLC, del magnate Bill Franke y que también tiene una participación mayoritaria en Frontier Airlines, JetSmart lanzará una aerolínea peruana a principios del próximo año y un negocio de carga en unos meses. La aerolínea también está considerando un posible traslado a Brasil y Colombia, dependiendo de cómo la pandemia afecte a la industria, dijo su director ejecutivo, Estuardo Ortíz.

“Estamos planeando acelerar nuestra expansión en función de cómo se recupere el mercado y estamos en una buena posición para hacerlo. Indigo Partners y todos nuestros proveedores estratégicos continúan apoyando a la aerolínea”, dijo en una entrevista telefónica. “Esta situación no tiene precedentes. Cambiará la forma en que se estructura la competencia y el mercado”.

La caída global de los viajes ha diezmado la industria de las aerolíneas en América Latina, con una caída del tráfico del 91% en junio en comparación con el año anterior, según la Asociación Internacional de Transporte Aéreo, IATA. Mientras que otras regiones han reabierto aeropuertos y permitido que se reanuden los vuelos, los gobiernos latinoamericanos han mantenido en gran medida las fronteras cerradas a medida que el virus continúa propagándose, convirtiendo a la región en un epicentro mundial del covid.

“América Latina será, con mucho, la región que ha tenido la mayor cantidad de restricciones y cierres de fronteras que cualquier otra región del mundo”, dijo Peter Cerda, vicepresidente regional de IATA para América en una conferencia de prensa el jueves. A nivel mundial, la organización no espera que la demanda se recupere a los niveles de 2019 hasta 2024.

La recesión obligó a dos de las aerolíneas más grandes de Sudamérica, Latam Airlines Group SA y Avianca Holdings SA, a buscar protección por bancarrota en EE.UU. y reducir las operaciones: Latam salió de Argentina y Avianca de Perú.

JetSmart, que opera principalmente en Chile y Argentina, está negociando contratos y ajustando su plan de flota, incluida la entrega de aviones Airbus, durante los próximos dos años. Ortíz prevé que entre el 75% y el 80% de la demanda regrese a fines de 2021.

La aerolínea comenzará a operar en Perú en el primer semestre del próximo año con dos o tres aviones. Antes de la pandemia, esperaba comenzar a operar en Colombia y Brasil dentro de dos o tres años. Pero la aerolínea está posicionada para acelerar los planes, dijo Ortíz.

“Adoptamos una visión a largo plazo de lo que tomaría y del capital que requiere”, dijo. “El covid-19 podría, a largo plazo, proporcionar una oportunidad para JetSmart, ya que podría abrir rutas y aeropuertos”.

Valora este artículo
(0 votos)